lunes, 7 de octubre de 2013

CAMINO AL MARATÓN DE VALENCIA: SEMANAS XI y XII

Parece que el pinchazo en la rodilla derecha del que os hablaba en la última entrada quedó en nada y el descanso de 3 días lo dejó arreglado.
Me perdí el entrenamiento del miércoles (10km.) pero el viernes cumplí de nuevo. Tocaba una salida suave, de 4kms. tranquilos, que hice sin molestias de ningún tipo y con bastante miedo en cada una de las zancadas, por si volvía la maldita lesión de rodilla.
No pasó nada, y al día siguiente pude probarme en el primer test del planning, con 15 kms. al ritmo aproximado del maratón. Cumplí, y no hubo, nuevamente, rastro alguno de la lesión.
Al día siguiente los compromisos familiares no me dejaron hueco para los 6kms que tocaba así que llegué descansado al inicio de esta última semana.

El lunes, como siempre, salida suave de 6kms seguidos de descanso el martes.
Miércoles, 11kms. bastante bien llevados y sin molestias, y al ritmo marcado, madrugando mucho más de lo normal (a las 7 ya estaba a la carrera), y teniendo como recompensa vistas como esta:



El jueves, el despertador me jugó una mala pasada y no pude madrugar para la salida de 12kms que tocaba.
Esto lo pagué, sufriendo a las 11 por el calorazo tremendo de este principio de ¿otoño? por las mañanas.
Muchas paradas a beber y resguardarme del calor, malas sensaciones... entrenamiento para olvidar.

El descanso del viernes debía dejarme listo para la paliza programada para el fin de semana.
Fallé a los 13 del sábado, por estudio y compromisos familiares, pero los 28 kilómetros de hoy eran sagrados.

He salido a media tarde desde mi casa por la Albufera, Cantera, playa del Postiguet, hasta la entrada a San Gabriel por la costa, y desde ahí he cogido la Gran Vía hasta el centro comercial del mismo nombre y he subido a la zona de Mediamarkt y Leroy Merlin, para descender desde ahí de nuevo hacia la zona de mi casa.
En ese momento aún quedaban 10 kilómetros por hacer, que he decidido correr por la playa, 5 de ida y 5 de vuelta, llegando casi hasta Muchavista.
Me he sentido comodísimo y he disfrutado mucho por el cambio de aires (¡entrenar siempre por la misma zona me tenía harto!)
El ritmo...pues algo más rápido que el exigido, pero creo que insuficiente para bajar de 4 horas en Valencia.
Qué digo 4horas... ni 4:15!
Creo que voy a mandar a paseo el objetivo del tiempo y me voy a limitar a cumplir con el kilometraje y a disfrutar lo que pueda (si llego sin lesión) el día del maratón, sin pensar en cúanto tiempo "debo" correr.
Hoy, ver que he sido capaz de meterme en el cuerpo lo que supone mi record de kms corriendo, sin molestias (bueno, los gemelos, al terminar, estaban apunto de explotar jaja)  y muy agusto, me ha dado una inyección de moral tremenda.
A ver cómo se siente el cuerpo mañana y si no aparecen lesiones.
Por otra parte, me preocupa un poco el perder varias salidas, como las que he perdido últimamente (mañana, por ejemplo, no podré hacer los 6 que me pide el planning)
Espero no pagarlo a última hora en la carrera. Cumplo con casi todo lo programado, sobre todo las salidas largas, así que quiero pensar que no es muy grave.

En fin, que inicio esta semana con subidón de moral y pensando ya en la próxima salida larga, el domingo que viene: 30kms! (escalofríos, solo de pensarlo)

¡Saludos!

4 comentarios:

  1. Me alegro que se haya quedado en nada las molestias de la rodilla, son cosas habituales en un plan tan largo que puedan aparecer molestias o dolor.

    Un saludo.

    ResponderEliminar
    Respuestas
    1. Gracias :-) El camino se hace más y más duro por momentos, y pensar en una lesión que me pueda dejar fuera asusta un poco, ahora que estoy a tan pocas semanas de la carrera. Esperemos que todo siga bien. Mil gracias por la visita ;-)

      Eliminar
  2. Claro que si Jordi, ahora es cuando estas en el camino, a hacer gargaras los tiempos, que seguro te saldran mejor de lo que crees. Solo disfruta y sobretodo, varia de circuito, es importante para la mente. Animooooo

    ResponderEliminar
    Respuestas
    1. El cambio de circuito fue importantísimo, para liberar un poco la cabeza. Y al tiempo final...hombre, me preocuparía tardar demasiado y machacar las rodillas demasiadas horas, pero creo que me voy a conformar con acabarla y ya pensaremos en tiempos en otra ocasión. No me cansaré de agradecerte los consejos y "asesoría" de wassap (sé que te gusta muchísimo este medio jajaja) ¡A darlo todo Ramón!

      Eliminar